Construyendo el lenguaje de la libertad

El lenguaje que usamos es desarrollado por nuestra filosofía de vida y por nuestra acción en nuestra vida diaria. Para descubrir el significado de nuestra existencia, basta con echar un vistazo al lenguaje que usamos todos los días, porque el lenguaje deriva de la fuerza y ​​calidad del vínculo que conecta nuestra ideología con la vida.

Por esta razón, el idioma es un campo importante de estudio y lucha por la libertad kurda. De la misma manera en que se analizan y definen las relaciones sociales desde la perspectiva de la libertad, se analiza el lenguaje.

El lenguaje es de importancia para todas las revoluciones sociales, porque juega un papel crucial en la reconstrucción de las relaciones sociales, así como en la expresión de lo que se imagina.

Por lo tanto, “nombrar” y “describir” es como un poder divino. Con lo que se incluye y lo que se excluye, los conceptos ponen límites a la vida y al pensamiento humano, los alejan o los acercan. En otras palabras, definir el fenómeno es, en cierto sentido, describir su espíritu y los dos deben ser holísticos.

Por ejemplo, definir una relación de igualdad libre como una relación “marido-mujer” es diferente de una relación hevjin (la vida de personas que son iguales entre sí): las dos son situaciones completamente diferentes. Mientras que el primero se refiere a relaciones basadas en la propiedad y orientadas al poder, el segundo se refiere a una relación colectiva igualitaria.

El movimiento por la libertad kurdo, que da un nuevo significado a conceptos que han perdido el alma, o hace surgir nuevos conceptos que permiten definir las relaciones sociales sobre la base de la libertad, ha creado una importante literatura sobre el tema.

La “crítica” y la “autocrítica” han dejado de ser conceptos que solo expresan fracasos, y han ganado un significado que incluye la purificación, el espejo, el desarrollo y la actuación conjunta.

Es decir, al profundizar en el significado del concepto, se discutió la “crítica” y la “autocrítica” como un método funcional de cambio y transformación.

El análisis ha cobrado sentido como concepto que expresa el proceso de acción colectiva que permite reconocer y definir su existencia. Se ha convertido en un proceso que examina a las personas social, política, psicológica e históricamente, y las invita a dejar atrás sus aspectos atrasados, tradicionales y serviles y avanzar juntos.

“Hevjiyana Azad” (Kurmanjî para hev-juntos, jiyan-vida y azad-libertad. Es un concepto tomado de la filosofía de Abdullah Öcalan. Significa “vivir juntos en libertad”)*, es un nuevo concepto que surgió de la idea y la búsqueda de la reconstrucción de las relaciones sociales y de género basadas en la libertad.

El más original de estos conceptos, y el que ofrece una nueva perspectiva de la vida, es sin duda “Xwebûn” (Kurmanjî para xwe-uno mismo, y bûn-ser y llegar a ser). La palabra significa “convertirse en uno mismo”. Es el proceso para alcanzar nuestro verdadero yo como individuos que también son parte de un todo colectivo.

Xwebûn expresa el proceso y la acción de avanzar hacia nuestra propia esencia, a partir de nuestra propia existencia.

Es la superación de la alienación humana de las raíces y la propia existencia, y la reconexión con la propia existencia sobre la base de la libertad. En resumen, Xwebûn es un concepto básico que nos guía y conduce en la lucha por la libertad.

A medida que la lucha por la libertad despliega su cultura de vida y filosofía, continúa construyendo su lenguaje, ladrillo sobre ladrillo.

*Se puede acceder a la fuente de las definiciones de Hevjiyana azad y Xwebûn a través de este enlace.

FUENTE: Elif Kaya / Yeni Özgür Politika / Medya News / Traducción y edición: Kurdistán América Latina

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *