Celebrar la Navidad como parte de la resolución de conflictos en Oriente Medio

El Comité de Pueblos y Creencias de la Unión de Comunidades de Kurdistán (KCK) difundió ayer una declaración con motivo de la festividad de Navidad, en medio de una época especialmente convulsa.

A continuación publicamos la declaración completa:

Pocos días después de Navidad, nuestro mundo entrará en un nuevo año milenario. En esta ocasión, deseamos un feliz año nuevo a toda la humanidad, especialmente al pueblo del Kurdistán, y queremos expresar nuestra esperanza de que el año 2024 sea un año en el que se resuelvan los problemas humanos básicos, las guerras y los conflictos en Oriente Medio y en todo el mundo lleguen a su fin, y la humanidad alcance una vida democrática y libre en paz, tranquilidad y salud.

Oriente Medio, donde nació y se difundió el cristianismo a la humanidad, entra en el año 2024 con intensas guerras, aislamiento, torturas y atentados que han alcanzado el nivel de genocidio. Es una realidad que las sociedades de Oriente Medio, especialmente la kurda y la árabe, han sufrido grandes daños como consecuencia de estos ataques, y que la unidad y la solidaridad, la confianza, el respeto, el amor y la fraternidad de los pueblos se han visto dañados y golpeados. En un entorno así, creemos que podemos hacer que tenga sentido celebrar el Eid y recordar la sacralidad social, utilizándolo para resolver los problemas a los que se enfrenta la humanidad. Nuestra esperanza es que la fiesta de Navidad de este año marque el fin de todas estas guerras, el levantamiento del aislamiento, la paz y la hermandad entre los pueblos, y se alcance salud, paz, prosperidad y abundancia.

Como Movimiento Kurdo por la Libertad, creemos que los problemas, la crisis y el caos que sufren las sociedades de Oriente Medio y la humanidad del mundo pueden superarse mediante una lucha basada en la conciencia moral y política, y a través de la organización social. Sabemos que la lucha por la democracia y la libertad que deben librar los pueblos, las comunidades religiosas, las mujeres y los jóvenes es la única forma de salir de la crisis y el caos en Oriente Medio y en el mundo. Teniendo esto en cuenta, llamamos a todas las fuerzas democráticas y a todos los que están a favor de los valores humanos a luchar para que la Navidad de este año y el nuevo año gregoriano sean un año en el que crezca la lucha por conseguir los valores de libertad y democracia para los próximos años de la humanidad.

Recordamos que las fiestas religiosas son una llamada a los valores humanos y sociales como el amor, el respeto, la paz y la fraternidad, que son el énfasis común de todas las religiones, y nos gustaría enfatizar que estos valores sociales y humanos son más necesarios que nunca en el periodo que estamos atravesando. En este sentido, llamamos a la humanidad a participar con más fuerza en la lucha organizada contra los Estados y gobiernos de mentalidad colonialista, genocida y fascista en Kurdistán, Oriente Medio y en todo el mundo en 2024. Nos gustaría recordar que en el Año Nuevo, como pueblos de Oriente Medio y del mundo, necesitamos más que nunca apoyarnos y solidarizarnos unos con otros. Esperamos que la Navidad de este año se convierta en un año en el que los pueblos de Oriente Medio y el pueblo de Kurdistán aumenten aún más su lucha por una nación democrática y fortalezcan sus sentimientos de unidad, solidaridad y hermandad.

Con estos sentimientos y pensamientos, celebramos una vez más la fiesta de Navidad de todo el mundo cristiano, especialmente de nuestros pueblos armenio, asirio, siríaco y caldeo de Kurdistán, y deseamos a todos un año de amor, paz y fraternidad.FUENTE: ANF / Edición: Kurdistán América Latina

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *