“En Rojava el pueblo construye un sistema democrático”

La Revolución de Rojava se hizo muy conocida por sus numerosas victorias sobre el Estado islámico (ISIS). Personas de muchos países siguen acudiendo al territorio liberado del norte y el este de Siria para ayudar a construir una sociedad democrática, encabezada por los kurdos.

Xebat Kuye, un internacionalista de las Unidades de Protección del Pueblo (YPG), oriundo de Inglaterra, describió lo que aprendió en su último año y medio en la región. “Conocí la Revolución de Rojava en 2015, tras la liberación de Kobane de ISIS. Al principio, no estaba muy seguro de cómo pensar en torno a la revolución”, indicó.

“Los medios de comunicación en Occidente no nos contaron realmente de qué iba la revolución: por qué lucha la gente en Rojava, qué está creando la gente aquí –aseguró-. Algunos años más tarde, un amigo mío fue a luchar con las YPG para liberar Raqqa. Fue, sobre todo, a través de este tipo de experiencias personales, de la comunicación con los compañeros, que aprendí más sobre lo que está sucediendo en Rojava”.

Xebat relató que “el pueblo está construyendo un sistema democrático, lucha por la liberación de las mujeres y el ecologismo. Es muy difícil ver simplemente desde fuera lo que es la Revolución de Rojava. Por eso he venido aquí: para entender de verdad, para conocer de verdad lo que está pasando. Para aprender de ello, para hacer mi contribución. Hay mucho que aprender al venir aquí”.

Para el internacionalista, “la Revolución en Rojava se refleja en la forma en que la región ha cambiado, en la forma en que la gente se organiza aquí, en que la gente determina su futuro, en que la gente lucha por sus propias comunidades, sus valores, su ética… Esto es algo que no se está mostrando, que no se está conociendo realmente en Occidente”.

“Aunque seamos internacionalistas, nos incluyen plenamente, somos parte de la revolución –describió Xebat-. Los compañeros y compañeras quieren que formemos parte de la revolución. En realidad, se trata de construir una nación democrática, de que las comunidades se unan, de que las diversidades se unan en una sola lucha con el fin de proteger la revolución, de construir una nueva vida libre de nuevo. Es algo para lo que realmente hay que venir aquí y formar parte, vivirlo de verdad para entenderlo plenamente. No hay forma de experimentarlo en Occidente”.

Xebat afirmó que “la gente debería venir a ver, a vivir, a formar parte de esto. Ayudar a construir la revolución. Conocer realmente de qué va. Hay mucho que aprender aquí, mucho que trabajar para construir esta revolución y hay mucho que llevar a nuestros países de origen, mucho desarrollo personal para construir realmente una mentalidad revolucionaria, para situarnos verdaderamente en el camino de descubrir lo que es una vida libre. Hay tanto que podemos llevarnos a casa, tanto que podemos traer de vuelta aquí. Espero que todo revolucionario de Europa pueda venir, que pueda trabajar con nosotros y nosotras y ayudar a construir algo nuevo”.

FUENTE: Binevs Şewq – Mustafa Çoban / ANF / Edición: Kurdistán América Latina

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.