Mujeres kurdas de Irán lanzan campaña contra el matrimonio infantil

La Comunidad de Mujeres Libres de Rojhilat (Komalgeha Jinên Azad ên Rojhilatê Kurdistan, KJAR) lanzó una campaña contra el matrimonio infantil en Irán. Según ha anunciado la asociación, la iniciativa se enmarca en las campañas contra los feminicidios y las ejecuciones de mujeres que se llevan a cabo desde principios de año.

Los matrimonios infantiles son legales en la República Islámica de Irán. Según el artículo 1014 del Código Civil iraní, basado en la ley islámica, las niñas pueden casarse a partir de los 13 años y los niños a partir de los 15. Además, los padres de niñas menores de 13 años pueden hacer que un juez confirme que su hija “está preparada para el matrimonio”. Incluso las niñas de siete u ocho años pueden ser casadas legalmente por sus padres.

Según la vicepresidenta iraní para la Mujer y la Familia, Masoumeh Ebtekar, cada año se casan en Irán al menos 30.000 niñas menores de 14 años. Las organizaciones de defensa de los derechos de las mujeres y los niños llevan años intentando prohibir los matrimonios infantiles. Hasta ahora, han fracasado debido a la resistencia del clero y de los partidos conservadores del Parlamento.

El régimen iraní promueve incluso el matrimonio infantil con préstamos matrimoniales baratos para que sea más fácil “formar una familia”. Como resultado, los matrimonios de menores aumentan considerablemente, sobre todo en las zonas rurales y mucho más pobres.

Desde la KJAR consideran que la legalidad vigente pretende minimizar la libertad de decisión y acción de las niñas y mujeres, y mantener la dinámica de poder patriarcal. En una declaración, la asociación explicó que en el país no hay grupos que se desarrollen con mayor dinamismo que los de las mujeres y los jóvenes. Las mujeres, en particular, son las que más impulsan el cambio y el progreso social, indicaron.

Por el contrario, señalaron, la mentalidad del régimen, que se caracteriza por las condiciones patriarcales de opresión, “quiere mantener el tratamiento de las mujeres como criaturas inferiores y frenarlas para mantener el poder del clero”.

“Esa visión patriarcal es diametralmente opuesta a nuestra forma de entender la igualdad”, declararon desde la KJAR. “Nuestro movimiento lucha contra esta mentalidad imperante que pone en riesgo la existencia misma de la sociedad a diario –agregaron-. Ya hemos lanzado una campaña bajo el lema ‘Es hora de defender la vida contra los feminicidios y las ejecuciones’”.

Para la KJAR, “nos hemos reunido con diferentes organizaciones de mujeres y de derechos civiles, hemos llevado a cabo una labor educativa y hemos adoptado otras amplias medidas”. “Este es un paso más contra el sistema patriarcal y la dominación racista del Estado iraní. Ahora nos reuniremos de nuevo con la sociedad, estimularemos el espíritu de lucha de las mujeres y resistiremos la mentalidad opresiva del patriarcado”, finalizaron la declaración.

FUENTE: ANF / Edición: Kurdistán América Latina

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *