Al menos 200 mujeres desaparecidas en Afrin desde la ocupación ilegal turca

El Proyecto Mujeres Desaparecidas de Afrin ha registrado más de 200 casos de mujeres secuestradas por mercenarios desde la invasión del cantón kurdo de Afrin, en Rojava, en marzo de 2018.

El Proyecto Mujeres Desaparecidas de Afrin se dedica a documentar los crímenes llevados a cabo por los mercenarios afiliados al Estado turco en esa región ocupada ilegalmente.

En cada caso recopilado figura el nombre de la mujer, la fecha y el lugar del secuestro, el grupo armado responsable del hecho, y si se ha notificado la liberación de la mujer. Además, los casos que incluyen denuncias de tortura o de violencia sexual o de género, están marcados como tales.

En la investigación, cuando hay información contradictoria de diferentes fuentes, se incluyen todas las denuncias.

El último informe fue publicado el 1 de diciembre y se afirmaba que 11 mujeres habían sido secuestradas en Afrin en el mes de noviembre. Una ha sido supuestamente liberada, mientras que otras 10 siguen desaparecidas. Entre los grupos armados que se atribuyen la responsabilidad de los secuestros durante este mes, se encuentran la policía militar turca, las organizaciones yihadistas Ahrar al Sharqiyah y Ahrar al Sham.

El 2 de noviembre, Berivan Hiso fue supuestamente secuestrada en la aldea de Çobana por la policía militar, junto con su marido. Fue liberada el mismo día. Al menos una fuente alegó que la familia fue atacada para que los grupos armados se apoderaran de sus olivares.

El 23 de noviembre, cuatro mujeres fueron presuntamente secuestradas del pueblo de Baflorê, en el distrito de Jinderes: Aisha Hassou Hamid, Farida Hammu Hussein, Amina Hamid Hanan y Shafiqa Mohammed.

La Red de Activistas de Afrin afirmó que la policía militar era responsable del secuestro, mientras que la Organización de Derechos Humanos de Afrin dijo que Ahrar al Sharqiyah era responsable.

Según la Organización de Derechos Humanos de Afrin, las cuatro mujeres han sido acusadas de tratar con la Administración Autónoma del Norte y el Este de Siria (AANES), y están detenidas en Jinderes. Por cada una de ellas, sus secuestrados demandan un rescate de 2.000 liras turcas.

También el 23 de noviembre, Gula Nouri Rashid, Moulida Mohammed Jabo, Halima Musa Jouleh y Asya Mohammed Jarro fueron secuestradas en el distrito de Rajo por el grupo Ahrar al Sham. Gula Nouri Rashid y Halima Musa Jouleh habían sido presuntamente secuestradas en 2018 y posteriormente liberadas con un rescate.

El 26 de noviembre, Nourhamin Kilo y Josephine Sheikho Hamid fueron secuestrados por la policía militar en la aldea de Anqele, en el distrito de Sheikh al-Hadid.

Si bien es posible que un pariente varón secuestrado al mismo tiempo haya sido liberado luego de pagar el rescate, según la Organización de Derechos Humanos de Afrin, se cree que las dos mujeres fueron trasladadas a Turquía.

FUENTE: ANF / Edición: Kurdistán América Latina

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *