¡Defendemos la revolución de las mujeres contra el fascismo turco!

La plataforma Women Defend Rojava difundió una declaración en donde alerta sobre los graves peligros que convellan los planes militares y expansionista del Estado turco sobre el terriorio de Kurdistán.

A continuación publicamos el comunicado completo:

Este año se cumple el décimo aniversario del inicio de la revolución en Rojava. No son sólo diez años de construcción de un sistema social democrático y ecológico, en el que la libertad de las mujeres es lo más importante, sino que también son diez años de constante autodefensa contra los ataques del régimen fascista turco. Y es que los ataques de Turquía contra la revolución en Rojava y el noreste de Siria son una amenaza constante y continúan hasta hoy. Después de que Erdogan lanzara una ofensiva en el sur del Kurdistán (Bashur, norte de Irak) en abril y también intensificara los ataques contra el noreste de Siria, ahora anunció el plan para establecer una “zona de seguridad” de 30 kilómetros de profundidad en el norte de Siria. Sin embargo, sabemos muy bien que esta supuesta zona de seguridad, en el mejor de los casos, desestabilizaría la región y serviría a los planes de expansión turcos. Ya entre 2016 y 2019, grandes partes de esta zona fronteriza fueron ocupadas por el Estado turco y sus aliados yihadistas. La población nativa ha sido desplazada y se han asentado pro-turcos e islamistas. Esta política de poblamiento no sólo rompe las estructuras sociales locales y empuja a muchas personas a huir, sino que también conduce a un fortalecimiento de ISIS. Turquía quiere ahora ampliar esta ocupación y destrozar así también su corazón de la revolución del noreste de Siria.

En este contexto, la revolución del noreste de Siria y el Movimiento de Liberación del Kurdistán representan un movimiento que se aparta de los profundos valores patriarcales, nacionalistas y capitalistas de nuestro tiempo y, en cambio, aspira a una sociedad construida sobre la idea del Confederalismo Democrático y sus tres valores fundamentales de liberación de género, ecología y democracia de base. En el noreste de Siria, las mujeres desempeñan un papel central, tanto en la vida social como en el trabajo político. El sistema social se basa en la participación de todos y en estructuras autoorganizadas que surgen desde abajo del pueblo. Se trata de una revolución de las mujeres que, con todos sus valores y logros, tiene una gran importancia no sólo a nivel regional sino mundial. Es pionera en la lucha mundial contra las estructuras patriarcales, el Estado-nación y el fascismo.

Pero esto no parece tener mucha importancia para el público político y mediático mundial. Durante años, éstos se han caracterizado por un silencio muy constante.

Como Women Defend Rojava condenamos la guerra en curso, así como los planes anunciados de una supuesta “zona de seguridad”, que significaría un amplio aplastamiento de la revolución de las mujeres en la región. También condenamos el comportamiento de la comunidad internacional, que se caracteriza por una aceptación silenciosa de la actual guerra de Turquía a nivel político y mediático. Nos unimos a las demandas de la Administración Autónoma del Norte y Este de Siria (AANES) cuando dicen que esperan que los estados europeos presionen a Turquía para que detenga las amenazas de invasión. Condenamos a todos aquellos estados que ponen una cara democrática mientras apoyan a Turquía.

Como parte del llamado de Abya Yala (América Latina) y Defend Kurdistan para un día de acción global contra la guerra en Kurdistán y la defensa de la revolución, una variedad de acciones tuvieron lugar en muchos lugares. Queremos recordar de nuevo que, como internacionalistas, no podemos quedarnos como observadores ante estos ataques. Estamos al lado del pueblo y del Movimiento de Liberación de Kurdistán.

Llamamos a todas las fuerzas democráticas y feministas a unirse y resistir. Presionemos a los políticos. Informemos a la prensa local y emprendamos acciones que atraigan la atención pública. Señalemos la responsabilidad de los estados internacionales en esta guerra. También podemos apoyar la autodefensa del pueblo, por ejemplo, con donaciones a la organización de ayuda “Heyva Sor a Kurdistanê” o a la Fundación de la Mujer Libre en Siria – WJAS”.

¡Como Women Defend Rojava, como feministas y antifascistas de todo el mundo, exigimos el fin de las políticas fascistas del Estado turco!

¡Unámonos para defender la revolución de las mujeres!

¡Jin Jiyan Azadî!

FUENTE: Women Defend Rojava / Kurdistán América Latina

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.