Las ambiciones de Turquía en el Cáucaso tensan las relaciones con Irán

El arresto, altamente publicitado, en Turquía de supuestos agentes iraníes, es la última señal de crecientes tensiones entre los dos vecinos, a medida que Ankara expande su influencia en la región del Cáucaso a expensas de Teherán.

En octubre, las fuerzas de seguridad turcas afirmaron haber arrestado a varios agentes iraníes que, según Ankara, intentaban secuestrar a un disidente iraní en la ciudad de Van, cerca de la frontera con Irán. El video de las detenciones se distribuyó ampliamente a los medios de comunicación, lo que provocó vergüenza en Teherán.

El incidente se produjo cuando Irán y Turquía se encuentran en una creciente lucha por el poder en el Cáucaso. El equipo militar turco e israelí fue vital para la expulsión de las fuerzas de Azerbaiyán del ejército armenio el año pasado del enclave disputado de Nagorno-Karabaj, un conflicto que rediseñó el equilibrio de poder en la región a expensas de Irán.

“Ahora los lazos entre Israel y Azerbaiyán están más estrechos. Hay una nueva realidad geopolítica en el sur del Cáucaso, en la que el papel de Irán se ha reducido”, dijo Galip Dalay, de Chatham House, institución con sede en Londres.

“En contraste, el papel de Turquía ha aumentado y Rusia ha afirmado su primacía; todos ellos son los factores que en gran medida hacen infeliz a Irán”, agregó Dalay.

Presión sobre Azerbaiyán

Irán ahora está retrocediendo e intensificando los esfuerzos diplomáticos. El ministro de Relaciones Exteriores iraní mantuvo conversaciones con su homólogo armenio en octubre. Mientras que, en el mismo mes, Teherán flexionó sus músculos militares realizando ejercicios castrenses, por primera vez en décadas, en la frontera azerí.

“Ahora Irán está presionando a Azerbaiyán”, dijo Ozgur Unluhisarcikli, director de la oficina del German Marshall Fund, en Ankara.

“Los lazos diplomáticos entre Irán, Armenia y Rusia con respecto al Cáucaso se están estrechando. Irán se está organizando, está realizando ejercicios militares justo al lado de su frontera con Azerbaiyán. Entonces, se puede decir que hay tensión en la región que será duradera”, añadió Unluhisarcikli.

Las tácticas duras de Irán

Sin embargo, las tácticas duras de Irán pueden haber fracasado, solo fortaleciendo la mano de Turquía en la región. En una muestra de apoyo, el ejército turco realizó ejercicios conjuntos con las fuerzas azeríes cerca de la frontera iraní, después de la demostración de fuerza de Teherán, lo que subraya que algunos analistas digan lo importante que es Ankara para Bakú.

“Definitivamente, Turquía se volvió mucho más importante para Azerbaiyán por la percepción azerí de su propia seguridad después de los simulacros iraníes en su frontera”, afirma Zaur Gasimov, experto en el Cáucaso de la Universidad de Bonn en Alemania.

“Turquía se encuentra entre los beneficiados de la situación después de los ejercicios militares iraníes”, agregó Gasimov. “Así que diría que la cooperación entre Ankara y Bakú se volvió mucho más esencial, al menos para Bakú”, indicó.

Los lazos militares cada vez más profundos de Turquía con el vecino del este de Irán, Pakistán, también se suman al malestar de Teherán, dice Gasimov, al avivar las tensiones sectarias. Turquía y Pakistán son países musulmanes sunitas, e Irán es chiita. 

“Teherán observa con preocupación la profundización de la cooperación en materia de seguridad y militar entre Pakistán y Turquía, así como entre Turquía y Azerbaiyán y Pakistán, porque la percepción de la dinámica de la política regional en el Gran Oriente Medio tiene lugar en Irán dentro del marco del sectarismo y la percepción chiita”, dijo Gasimov.

“Entonces, en la visión del mundo de Irán, la cooperación entre Pakistán y Turquía es la cooperación entre dos sociedades sunitas. Esto lo percibe como una amenaza, este es un tema muy importante para el clero iraní”, agregó.

Pero la economía de Irán asolada por la crisis, depende del comercio con Turquía, lo que, según los analistas, permite a Ankara adoptar una postura firme contra Teherán. 

FUENTE: Dorian Jones / RFI / Traducción y edición: Kurdistán América Latina

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.